lunes, 4 de agosto de 2008

Mañanas con Alejo


Todas las mañanas un dedo de mi mano derecha se convierte en Flori.

Bueno, su nombre completo en realidad es Florinda, pero se nos hace un poco largo.
Flori es una hormiguita, muy chiquita. De lunes a viernes es la encargada de despertar a Alejo para ir a la escuela. Alejo va a salita de tres, pero como es en la misma escuela que van sus hermanos no tenemos permitido decir que va al jardín. El va a la escuela, como el resto de los niños de la casa.

Volviendo a Flori, ella hace unas cosquillas increíbles, tiene una voz chillona. Se pelea conmigo porque yo le digo que no sea pesada y que deje a Alejo dormir un poco más.

Ella me contesta sacando la lengua, haciendo muecas muy sonoras o con algunas burlas. Entonces se escucha la risita medio dormida de Alejo que no puede contenerse. El también pelea un poco con Flori y cuando el ataque de cosquillas ya logró cansarlo de tanta risa me dice, "¿Mami. Le decís a Flori?", "¿Qué le digo?" le pregunto. "Que no me haga mas cosquillas".

Cuando la fiaca matutina los deja, Flori y Ale hacen una carrerita hasta el baño para hacer pis, entenderán que por razones obvias siempre gana el niñito en cuestión, sintiéndose veloz y poderoso. Y así Flori le va poniendo nuevos desafíos a Alejo, quién se pone el pintor mas rápido, quién encuentra las zapatillas. Cuando toman la leche juegan a encontrarle sabores raros: Ale dice que tiene gusto a mostaza y Flori dice que tiene gusto a ravioles. Y por último, la carrerita hasta el auto.
Y así nos vamos a la escuela. Jugando.

Parece que tomara mucho tiempo, pero es solo un ratito. Salimos de buen humor y llegamos a tiempo, él a encontrarse con sus amigos de la sala de los periquitos y yo a trabajar en mi consultorio.
Me encantan las mañanas con Alejo y Flori. Las disfruto. Son un momento de encuentro diferente. Un recurso que fuimos creando juntos para que arrancar el día no sea tan complicado.

8 comentarios:

Marina dijo...

Qué lindo... me los imagino jugando... y él riéndose al despertar... muy buena táctica... ya que es tan difícil despertarlos y que no se rayen...
Un beso y espero que la mudanza haya sido un éxito!

CLAU dijo...

JAJAJA QUE LINDO VERO CUÀNTA FANTASIA HAY EN LOS NIÑOS Y QUE LINDO CUANDO UNO ENTRA EN ESE MUNDO,VI A MI BEBE OTRA VEZ ESTOY RE FELIZ ASI QUE LE DEDIQUÈ UN POST.
sALUDOSSSSS TE SIGO LEYENDOOOO

Verónica dijo...

Lo mejor de esta t{actica,como decis vos Mari es que yo me divierto. Siento que en esos momentos soy un poquito chica de nuevo y me conecto con cosas de ese mundo m{agico de nuestros peques.
Clau,que bueno!! paso a leerte rapidito...
Besos

Fer dijo...

Cuanto amor hay en ese hogar, Q POR LO LEIDO ES NUEVO... Se nota q tu vida tiene buenos acompañantes!!!

Marcela y Sergio dijo...

Mucho amor e ingenio receta ideal para disfrutar junto a ellos diferentes momentos. Evidentemente lo estás logrando.
Saludos y paciencia con todo lo de la mudanza Nosotros

Verónica dijo...

Gracias Fer, Marce, Sergio, Mari, Clau, todosss.

Lo que me encanta es pensar que cada mamá y cada papá, tenemos la posibilidad de crear momentos a diario con los chicos. Y no es necesario mucho tiempo, ni grandes esfuerzos. Es una cuestión de mirar por donde lo podemos hacer.
Besos

Anónimo dijo...

Buenos dias, soy Eva desde España, Vero, tu pones palabras a mis sentimientos, supngo que los sentimientos de muchos papas, gracias aprendo tanto, asi que empezare con un muñeco el dia.

Johana dijo...

Me encanto todo este desborde de fantasia e ingenio! Que bien que te ha quedado esta tactica.