martes, 12 de agosto de 2008

Auxilio. Escuchen este diálogo.

Ayer me disponía a abonar en la administración de la escuela de mi hijo su salida de campamento. Cuando llegué a la puerta había un pequeña fila de gente para hacer algo parecido.
Mientras esperaba, se ponen a charlar dos mamás. Una tiene una beba recién nacida. La otra una beba de cerca de una año. Esta última le preguntó a la puérpera reciente por la bebita:

-bien. anoche no durmió bien, estoy muerta.- Respondió

- Si, viste el tema de la noche. Hay que acostumbrarlos de alguna forma para que duerman seguido. Agregó la otra mamá.

- A mi el pediatra desde el primer día me dijo que no le de de comer de madrugada. Y que no le cambie los pañales aunque este mojada o se haya hecho caca. Es para que aprendan a diferenciar el día y la noche. Así que hago el esfuerzo. Con lo de la caca me da pena, no me animo. Pero el resto....

- Ah! pero tu pediatra es un genio! Yo quiero uno así.

- ¿viste?


Auxiliooooooo!!!!!! Pobre beba y pobre madre.
En realidad imaginen mi cara cuando iba escuchando semejante indicación del pediatra.
Pero más cuando la propia madre que se encontraba sufriendo las consecuencias de elegir seguirlas de algún modo las avalaba.
Mujeres, es nuestra elección también. Utilicemos criterios que nos ayuden y no que nos entorpezcan nuestra maternidad y el normal desarrollo de nuestros niños. Escuchemos los procesos naturales.
Darnos cuenta que los bebés por alguna razón tienen los ritmos de sueño y alimentación que tienen es el comienzo. Respetarlos, crecer con ellos desde ese respeto. No intentar seguir recetas que finalmente perjudican. Quizás si esa mamá le daba de comer a su beba, dormía mejor y las dos descansaban ¿no?.

Elecciones. También son nuestras.

19 comentarios:

Charo dijo...

Es como el típico: "no lo pases a tu cama que no lo sacás más" o "no le hagas upa que te va a tomar el tiempo". Es un bebito!!!!!!!! No es el enemigo!!!
De todos modos, creo que cada mamá hace lo que puede con los recursos que tiene. Qué difícil se me hace (diría Lerner) aprender a construir recursos que no tengo porque no los aprendí de niña.
Muy lindo lo que escribís!!

Kinshasa dijo...

Porbre criaturita con toda la caca de noche...el culito lo que le sufre...y el hambre...pobre...y ese señor es de verdad pediatra por vocacion?¿?¿
Espero que la madre se de cuenta de que está equivocado el señor...
Besotes
Teresa

Marcela y Sergio dijo...

No te entrometiste en la conversación para dar tu punto de vista?????
Pobre bebé.....

Jorgelina dijo...

Yo si a Josefina no la cambiaba seguido el pañal, se le ponia la colita a la miseria.
Como nacio con bajo peso tomaba la teta cada 2 horas todo el dia durante los 3 primeros meses.
Esa mama para mi esta muy equivocada.
Linda semana

Marina dijo...

Por favooor!
Por un lado te da "bronca" que una madre le haga eso a su hijito que lo deje con el pañal sucio por ejemplo para dormir!!??
(y claro!, que bebé va a dormir en esas condiciones)
Bronca porque no puede ser tan "cerrada" y seguir esas indicaciones de un médico... pero por otro lado entiendo que cuando uno es primeriza se deja llevar por cosas que dice un médico u otro y no sigue su instinto...
Cómo cambia la visión desde lejos y luego de la experiencia y de haber leíado tanto de maternidad, crianza, puerperio y demás...
Espero que esas mamás reaccionen a tiempo, para bien suyo y de esos bebitos...
Besos Vero!

Verónica dijo...

Veo que todos reaccionaron !!!

Cuanto se nos despierta con estas cosas. Lo que mas me sorprendía era que no es una mamá primeriza porque de hecho lleva un niño mas grande a la escuela.
Es cierto que cada una hace lo que le va saliendo y que muchas veces se deposita la confianza en quienes se supone que "saben" del tema. Es cierto Charo que si uno no vivenció de niña ciertas cosas le puede costar más enfrentarse a la crianza de un bebito. Pero lo que es aún mas cierto es que el bebé "No es el enemigo".

Pienso en el alejamiento de lo natural, lo instintivo en el gestar, parir y criar. En las elecciones que vamos haciendo las mujeres más allá del conocimiento previo sobre ciertas cuestiones.

Buena pregunta la de Tere. No sé la respuesta de si el señosr es pediatra por vocación, intuyo que no.
Mari, yo también espero que reacciones las mamás a tiempo, porque sufren mucho ellas mismas, se sienten frustradas.
Jor, me encanta lo contundente de tu criterio.

Marce y Sergio, me mordí la lengua para no meterme!! Ya lo he hecho en algunas ocasiones y de manera muy sutil en la escuela y la última vez había sido hacía cinco escasos días, no quiero que me terminen odiando!!!jaja.
Igual siempre lo hago con un tono casual, como si nada sucediera.

Besos a todos.

Xochitl.. dijo...

Ayyy como crees!!! pobre nena !!! yo a mi hija le estuve dando jugo por las noches cuando me pedía hasta pasado los 2 años !!! obvio que me costaba levantarme pero me daba cosita dejarla llorando, asi que le fui reduciendo la dosis hasta que se acostumbró a no pedir mas. Es cuestión de ponerle cerebro.. o no?
Besos.

Astrágalo dijo...

Yo nunca he cuidado a un bebé, no se si lo que hablaron esas dos madres es lo correcto, pero a simple vista y por los comentarios parece que ese pedriatra estaba ya cansado de el suyo, supongo yo. y esperimentaba cosas...algunas madres son un poco brutas.

Un besito astragalin.

Verónica dijo...

Hola Xo: Viste? lo que se genera es una éspecie de alianza con la bebé, nos sale el ¡pobre nena!..

Y para astrágalo, bienvenido. Y bueno, que bueno que vayas leyendo todo esto aunque no tengas niños, así cuando ya los tengas la información no te faltará.

El rincón de mi niñez dijo...

aY POBRECITA....¡¡que pruebe la mamá mantenerse enchastrada durante toda la noche!!-
Muchos besos

Verónica dijo...

Hola Marisa, que bueno tenerte por acá. Tu blog es genial.
Bueno lo que proponés, hay un montón de cosas que estaría bueno como mamás preguntarnos si nos gustaría pasar por ellas. Es una buens forma de calibrar no?

Cariños.
Vero

Laura dijo...

AYYY, sí, hay tantos consejos y cosas que se dicen...
Creo que hay que usar más el sentido común con nuestros hijos, hacer siempre lo que nos gustaría que nos hicieran a nosotros. ¿Quién podría estar con caca toda la noche???? con hambre, con frío, sin un abrazo en la soledad de la cuna???
Hermoso el blog!

Verónica dijo...

Hola Lau: que bueno tenerte otra vez por acá. Nada mas ilustrador que "la soledad de la cuna" con eso se engloban muchas de las sensaciones que registran algunos bebés.

CLAU dijo...

VERO PORQUE NO REACCIONASTE Y LE DISTES UN PAR DE CONSEJITOS!!!(COMO EN EL HOSPITAL,JAJA!)
NO TE PUEO CREER,QUE PASA POR LA CABEZA DE ALGUNAS PERSONAS UN POCO DE SENTIDO COMUN POR DIOS,ME INDIGNAN ESAS COSAS Y ESO QUE TODAVIA NO LLEGO THIAGO!
PERO SI LLORA,TIENE HAMBRE O LO QUE NECESITE AHI ESTARE,NOSE DAN CUENTA QUE SON LOS SERES MAS INDEFENSOS QUE EXISTEN!!
POBRES BEBES...

Verónica dijo...

Hola Clau, tan divina vos con tu panza y esperando a Thiago con tantas ganas y amor.
El primer impulso es enojarse con estas mamás, pero eligen lo que pueden elegir en ese momento particular de sus vidas. Sabrás que a mi también me tilda de primera, pero mas me molesta que quienes estan trabajando en "salud" indiquen cosas tan perjudiciales para el vínculo y el desarrollo del bebé. La tarea sería acompañar a loas mamás para encontrar formas mas adecuadas de recibir y "bienvenir" a los bebés.

Besos

Mai dijo...

Ay Vero! En teoría hay que "domarlos". Como si fueran unos impertinentes por desconocer los tiempos de los adultos, como si fueran incivilizados!
"Escuchar los procesos naturales" me parece genial.
Por supuesto que agota. Yo estoy en ese exacto momento, y me da culpa decirlo. Pero me quedo tranquila de estar criando a mis hijos sosteniéndolos en su adaptación al mundo. Pero claro, no siempre fuí así. Me equivoqué mucho. No tenía a mano a nadie que me mostrara una manera distinta, y mucho alrededor de esos que te aconsejan domarlos. Es cierto que las mamás a veces no tenemos suficientes recursos o lucidez. Y nos invade el miedo. Ahora también es tiempo de reparar.
Un beso grande!

Verónica dijo...

Hola Mai: ya te extrañaba por acá!!
Me encanta pensar en los momentos para reparar. Ese momento en que las cosas se acomodan y podemos volver atrás, rearmarnos y rearmar nuestro vínculo con el niño y con nuestra maternidad.
Es un concepto que me gusta, porque nos hace mirar que tenemos tiempo, que es posible ir cambiando, mejorando nuestra mirada y nuestro hacer, limpiando un poco el camino que hemos transitado.
Besos.

Françoise dijo...

Yo ya mande a todos los pediatras a la mierda... ahora quee stamos en nueva ciudad me dedicare a buscar uno por uno... carajo, debe existir uno que sirva para algo no???
Yo escribi varios post sobre los pediatras de mi hijo...ya ni los menciono

Vicky dijo...

Hola Verónica, tengo una dos hijos, la pequeña va a cumplir 8 meses. Y me he ido directa a la etiqueta Puerperio. Estoy completamente deacuerdo contigo, porqué forzar conductas en los bebés, hace falta formación a los adultos al respecto de esta materia, conocer mejor a nuestros cachorros y darles lo que nos piden a gritos. Mi blog es Mi Maternidad, soy Madre en vicky-mimaternidad.blogspot.com, explico mi experiencia y vivencias desde que soy madre, quizás te apetezca echarle un vistazo, también tengo otro en el que redacto relatos cortitos en cuentos-vicky.blogspot.com. Espero que te despierten curiosidad, seguiré leyéndote desde España. Saludos.