sábado, 11 de abril de 2009

Lo que hago....

Hay algo de mi trabajo que me encanta. Bueno, en realidad muchas cosas de lo que hago me gustan, por suerte.
Pero disfruto la sintonía que se genera en el consultorio entre quien consulta y yo. Yo necesito conectarme con el otro, acercarme a lo que le pasa, y no lo puedo hacer despojada de la mirada mas cercana, me ubico bastante alejada de la frialdad que algunos colegas practican como defensa diciendo que de eso depende una buena técnica.
Claro que en la tarea terapéutica una teoría nos guía, ciertos parámetros teórico-técnicos dentro de los cuales ir manejándonos son imprescindibles. Formación, supervisión, terapia..

Pero hay algo que encontré muy bien escrito por Irvin Yalom en "Un año con Schopenhauer" que quiero compartir
"siempre creí que , más que una profesión, la terapia es una vocación, una manera de vivir para gente que se preocupa por los demás.... El buen terapeuta quiere aliviar el sufrimiento, contribuir a que otra gente crezca. Los terapeutas tienen que establecer una relación con sus pacientes.
No son las ideas ni la visión ni las herramientas lo que importa realmente en la terapia. Si les pide a los pacientes al final de la terapia una devolución sobre todo el proceso, ¿qué es lo que recuerdan? Nunca las ideas. Siempre recuerdan la relación..."

Y es que en la terapia tenemos la maravillosa oportunidad de mirar al otro desde un lugar en el que pueda resignificar las viejas miradas de su historia, rearmar, reparar.
Pero nada se puede hacer si no acompañamos al otro en ese camino, con afecto, empatía y ganas de que mejore.
Recuerdo una paciente que se encontraba revisando espacios dolorosos de su historia, de sus propios fantasmas y repeticiones en su vida actual. Llegamos a un punto en el que había que animarse a entrar del todo, revisar para ver que iba saliendo y me dijo: "está bien, hay que mirar ahí, pero me asusta mucho, ¿vos me acompañas, vos te vas a quedar?".
Y esos momentos me encantan, cuando se animan, cuando crecen, cuando siento que puedo acompañarlos en algo tan intenso...

Tengo suerte de poder hacerlo.
Soy muy afortunada de poder dedicarme a algo que amo y que le hace bien a los demás...

Está bueno..

9 comentarios:

Mai dijo...

Hola Vero! Ese libro de Yalom es genial!
Yo también desde mi lugar de paciente creo que lo que más importa en la terapia es el sostén del terapeuta, su compromiso con nosotros. Recuerdo momentos muy dolorosos y movilizadores en los que mi psicóloga me acompañó muy de cerca. Siempre se lo digo; la valoro mucho a ella y a la terapia.
Y en mi trabajo (consultoría jurídica) encontré mi propio estilo y la posibilidad de conectar con lo que a la gente le sucede, con empatía. Los resultados son muy enriquecedores para mí y para los demás también. Como dice Serrat, detrás de todo, está la gente.
Besos!!!

BLAS dijo...

Es maravilloso que te guste tu trabajo. Y no solo por tí, también por tus pacientes, al fin y al cabo, una persona siempre nota si la otra está escuchándole para ayudarle, o está escuchándole para cobrar y que pase el siguiente. Por muy profesional o sutil que sea el terapeuta, el paciente lo nota. Lo nota siempre, y si aún notándolo sigue hablándole es porque está demasiado necesitado de ser escuchado, y eso es terrible. De manera que es maravilloso que existan terapeutas como tú, que disfrutan ayudando a sus pacientes a continuar correctamente con su vida, apoyando cada paso que dan para que no vuelvan a perder el equilibrio y caigan de nuevo en ese pozo negro de la desesperación. Saludos!!

Soledad dijo...

Salvando las distancias, desde mi humilde lugar tambien ayudo a muchas personas y es maravilloso cuando te lo hacen saber.
Segui disfrutando de tu trabajo...
Besos.

tia elsa dijo...

Es hermoso como vivís tu profesión, con humnanidad. Mi hijo Dami fue a terapia porque le costaba relacionarse con otros chicos, defenderse de las agresiones del exterior (quizás porque fue muy mimado, siempre entre algodones, el más chico de los tres, siendo que los dos mayores le llevan 18 y 14 años)y tanto él, como nosotros, sus padres, encontramos en Ana María, su psicóloga una profesional, una amiga y logró que Dami en poco tiempo la quiera muchísimo. Dami en un año salió adelante y yo sé que si alguna vez tiene que volver oirá con absoluta confianza .
Te felicito por vivirlo así, besos tía Elsa.

Monica dijo...

ES UNA HERMOSA PROFESION, PERO HAY QUE CUMPLIRLA CON RESPONSABILIDAD, CON RESPETO Y CREO QUE TAMBIEN CON MUCHO AMOR O AL MENOS CARIÑO.
SIENTO QUE ES UNA SITUACION MUY COMPROMETIDA ENTRE EL TERAPEUTA Y EL PACIENTE: HAY QUE CONGENIAR SINO NO CREO QUE SE ARME UNA BUENA DUPLA.
LO QUE ME CUESTA ENTENDER, ES COMO HACEN PARA DESPEGAR DE LOS PACIENTES, PARA NO INVOLUCRARSE AFECTIVAMENTE Y PERDER EL PUNTO DE VISTA. ES MUY DIFICIL NO ?????
HACIA MUCHO QUE NO PASABA. TE DEJO UN ABRAZO Y UN BESO Y PASARE MAS SEGUIDO....LO ASEGURO.
MONI
( VERO: PODRIAS AYUDARME UN POQUITO CON EL TEMA DE PONER LIMITES A UNA NIÑITA DE 1 AÑO Y 8 MESES ????? ESTOY DESCONCERTADA. TENGO UNA HIJA SUMAMENTE DESAFIANTE Y UNA MADRE MUY BLANDA PARA ESTE TIPO DE SITUACIONES...)

Kinshasa dijo...

A quien le gusta su trabajo lo hace bien y cuando se trata de gente a la que ayudas eso es muy importante!!!
Ya estoy de vuelta por el blog!!!

Un besote


Teresa

Kinshasa dijo...

Ei...vero estoy aqui otra vez..para decirte que te he otorgado un premio en el blog...pasate por alli...

Un besote

Teresa

KL@U dijo...

BIEN VERO,FELICITACIONES! ESO SI ES VOCACION...GRACIAS POR LAS PALABRAS A MI BLOG...JAJAJA NO ME ACORDABA DE ESA LOCA QUE ME NOMBRASTE,NO CREO QUE HAYA SIDO REAL TODO ESO NO??
SINO TENIAS TEMA PARA ANALIZAR EN ESA FAMILIA JAJAJA!!


ABRAZOS ...TE SIGO LEYENDO!

beetle dijo...

Hola Veronica!

Te tenia entre los links de mi blog. UN dia, antes de hacer una actializacion de mi pagina, guarde todos los link en "un lugar seguro", por si los perdia.... Tan seguro era el sitio que nunca volvi a recordar donde los puse!

Hoy gracias a Dios di con tu blog nuevamente. Estoy a un mes del nacimiento de mi segundo hijo, y venir aqui a leer sobre tus experiencias o a hacer preguntas se que sera muy positivo!

Hay mucho que ller, desde diciembre que no te visitaba!

Saludos,